lunes, 6 de marzo de 2017

Lunes, marzo 6, 2017

La imagen puede contener: 1 persona, sonriendo, anteojos

Lunes, marzo 6, 2017


DÍA 6 DE CUARESMA

MATEO 25: 31-46
Amigos, nuestro Evangelio de hoy narra la escena del Juicio Final. Leemos cómo lo importante son los actos de amor expresados de forma concreta: "porque tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber; estaba de paso, y me alojaron; desnudo, y me vistieron; enfermo, y me visitaron; preso, y me vinieron a ver". Y también conocemos la famosa conexión que Jesús hace con lo anterior: "Les aseguro que cada vez que lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo".

El carácter tan específico de estas demandas resulta desagradable. No se trata de un amor abstracto, sentir afecto por la "humanidad". Más bien, se refiere a preocuparse por esa persona concreta que no tiene hogar, por aquella persona concreta que está enferma, por esa persona concreta que está en prisión.



No podremos llevar con nosotros al mundo venidero nuestro dinero, nuestro estatus social ni nuestro poder mundano; sólo podremos llevarnos la calidad de nuestro amor. Consideremos hacer un examen de conciencia al final de cada día, usando como criterio este pasaje. Podríamos colocarlo en nuestra pared o al lado de nuestra cama para verlo justo antes de irnos a dormir.






No hay comentarios:

Publicar un comentario